Co2

Co2

Hay 10 productos.

Mostrando 1-10 de 10 artículo(s)
Filtros activos

Los mejores sistemas de CO2 para cannabis

El dióxido de carbono CO2 es uno de los elementos esenciales que encontramos en el aire. El dióxido de carbono es de vital importancia para nuestras plantas de marihuana, permitiéndola que crezca de forma rápida y sana. Las plantas de cannabis utilizan el dióxido de carbono junto con el oxígeno para realizar la fotosíntesis.

Muchos cultivadores profesionales de interior se han decidido por instalar un sistema de CO2 para mejorar los resultados finales en la cosecha. Los propios cultivadores han observado que se produce una mejora en todos los parámetros de cultivo gracias a la utilización de los sistemas de dióxido de carbono, en comparación con cultivos en los que no lo han utilizado. Con los sistemas de C02 se incrementan la producción de cogollos resinosos y pesados.

Por normal general, en la habitación de cultivo interior, los niveles de concentración de CO2 en el ambiente es de 400 partes por millón. Utilizando nuestros sistemas de dióxido de carbono aumentaremos entre 1000 y 1500 partes por millón. Con esta concentración conseguimos aumentar la cosecha final entre un 20% y un 30%. Por esta sencilla razón cada vez mas gente se decanta por tener un sistema de CO2 en cultivos interiores de cannabis.

Recuerda que la producción extra de CO2 solo es necesario durante la fase de floración que es cuando las plantas de cannabis demandan este elemento.

Otra nota importante es saber que las plantas  solo demandan el CO2 durante las horas de luz, que es cuando las plantas realizan la fotosíntesis. Utilizar los sistemas de dióxido de carbono durante los periodos en los que la luz del armario de cultivo esta apagada, es totalmente incensario.


Pastillas de CO2 para cultivo interior

La forma más barata y económica de producir dióxido de carbono es con las pastillas de CO2. Estas pastillas liberan de forma gradual, progresiva y lenta el CO2 que necesitan nuestras plantas de cannabis. Su utilización es muy sencilla, solo tienes que agregar las pastillas de CO2 a tu agua de riego para comenzar a ver los mejores resultados a los pocos días de su utilización. Obtén las mejores cosechas con una inversión mínima.